Las heridas que curamos

Nikon D3200
200mm / ƒ5.6 / 0.02s / ISO 12800

Físicas o mentales nos debilitan, nos anulan la razón, o parte de ella y encima nos sumen en un pozo pesimista del que creemos no podremos salir.

Pero salimos, nos curamos, recordamos quienes somos o valoramos lo que fuímos y apreciamos lo que queremos ser.

Las heridas que curamos siempre deján marca, que significado y que valor damos a esas marcas es lo que nos distingue de otros.

El dolor de reaprender a caminar no puede ser evitado, pero es ese dolor el que nos forja para el siguiente tramo.